Usted está aquí

Vecinos participaron con sus mascotas del III Taller de Adiestramiento Canino

Con la participación de más de 40 canes y sus dueños se llevó a cabo, las clases gratuitas los días 14 y 15 de julio, del III Taller de Adiestramiento Canino, auspiciado por la Municipalidad de Lince y dictado por el adiestrador canino internacional, Ronald Castro Vásquez, cuyo objetivo está plasmado en educar mejor a un can de compañía en el distrito de Lince. 

“Los vecinos y dueños de un can debe saber que nuestra mascota es de compañía y antes de enseñarle a echarse o tumbarse, o hacerse el muertito, debemos enseñarle a sentarse y mantener esa posición de obediencia, pues es un paso fundamental para su capacitación constante de un perro”, añadió Castro Vásquez.
 
Asimismo, indicó como recomendación importante saber que para pasear a nuestra mascota debemos sacarlo con un collar (de tela, cuero o cadena) y una soga, no pechera, ni ropa o accesorios que le impidan su normal desplazamiento o lo vuelvan nervioso, ya sea el caso durante cualquier entrenamiento.
 
El adiestrador canino internacional, exhortó a que todo dueño responsable de su mascota, deba utilizar siempre una bolsa para el recojo de las excretas de su can, ya que se debe preocupar también de cuidar un parque y esa es un tarea propia de un buen vecino de Lince.
 
En el Taller, Castro Vásquez, dijo que resulta imprescindible saber que las nuevas técnicas de adiestramiento canino, el perro se eduque junto con su dueño. Antiguamente, se delegaba esta función al entrenador u otras personas que se dedicaban a cosas circenses, o lo sacaban, educaban, paseaban y no se sabía de qué manera era educado el perro. Entonces, durante estos días 14 y 15 de julio, y con el auspicio de la Municipalidad de Lince, durante el taller de entrenamiento canino hemos aprendido a conocer mejor a nuestra propia mascota.
 
“Hemos enseñado a sentar a un animal, caminar con su dueño, socializarse y a desestresar a nuestro perro, -añade Ronald Castro- pues sepan que un perro estresado, ladra todo el día, se le lanza a los vecinos, a los amigos, muerde, y hoy, ya sabemos la mejor manera de controlarlos. Recuerden que un perro mal estimulado es agresivo o se hace agresivo, ya que activarán sus mecanismos de defensa ante los ojos de los demás. Lo ideal es que el perro sea siempre acompañante del dueño y un ser sociable, caminar a su costado, tal y como lo aprendieron durante estas clases y así, tener a mascotas y dueños caminar con mucha armonía, en plena convivencia pacífica y con una educación en grupo, logrado durante este tercer taller.
 
Estamos seguros que podremos volver a contar con un nutrido número de perros y dueños, para la segunda semana del mes de Octubre, fecha en la cual realizaremos un nuevo taller gratuito, y en un parque más grande, dada la acogida a esta conciencia canina de los vecinos del distrito de Lince.